Archivo | enero 2016

Algunos cambios que me han hecho pensar

Por: Rebeca Argüelles de Manzanares

Salmo 127:3 “He aquí, herencia de Jehová son los hijos; cosa de estima el fruto del vientre.”

¿Cómo ha sido para ustedes este primer mes del año? ¿cómo van con sus propósitos y metas que se trazaron? Espero que con la gracia de Dios, vayamos todas esforzándonos por llevar a cabo las metas que nos propusimos para su gloria.

Para este año, he tenido cambios en mi trabajo como docente… mi horario cambió de una jornada de 12 horas semanales (que podía cumplir con toda solvencia presentándome solo 3 días a mi trabajo) a 30 horas, lo cual implica para mí, que ya no tengo el tiempo que tenía los tres años anteriores para estar con mi hijo que ahora tiene 3 años 7 meses… la noticia me tomó un poco por sorpresa, debo confesar, pero en cuanto me enteré, traté de pensar pronto cómo me organizaría para los días que vendrían. Estoy por comenzar la tercera semana de clases y aún estoy pensando cómo mejorar las ideas que se me ocurrieron al principio. En este contexto, sumándose el hecho de que a fines de Agosto debemos matricularlo en Kinder, y pensando que tengo tan poco tiempo, tomé algunas decisiones que quiero compartirles, las cuales hoy mismo por la mañana, reafirmé en mi corazón pensando en este pasaje que cité al comienzo.

Esta mañana fui a un Centro Comercial de la ciudad con mi hijo. Primero porque trabajé toda la semana y sentía que le debía tiempo a él. Como el clima está frío y hay mucho viento, actividades al aire libre no eran un opción, así que fuimos al área de juegos del Centro Comercial, que es un área muy limpia, colorida y agradable, con piso alfombrado y acolchonado, con toboganes y otros aparatos adecuados para los niños. Tanto los niños como los padres que quieran entrar a cuidarlos, deben entrar sin zapatos (hay algo en andar descalza en superficies alfombradas que me encanta, así que me los quité gustosa) No habían niños cuando llegamos así que no me afané mucho vigilándolo mientras corría, saltaba, se deslizaba en los toboganes, rodaba por el piso… Anduve corriendo con él un rato tras una pelota, pero luego llegó un niño y una niña con los que hizo amistad y dejó de hacerme caso a mí para jugar con ellos.

Me senté en los sillones que hay allí mismo en el área para seguir viéndolo. Como todo estaba bien, me ocupé de cumplir con uno de los propósitos que me hice cuando supe lo de mi trabajo. Escribo en una libreta (muy linda que tengo), cualquier pensamiento espiritual que venga a mi mente en el momento en que llega, para no olvidarlo. Estoy más ocupada ahora, así que no quiero que llegue un momento en que en mi mente solo hayan pensamiento de afán, de preocupación, de cosas por hacer… mientras veía a mi niño correr y jugar con sus amiguitos, considerando que el hecho de que hable, que corra, que tenga movimientos coordinados, que pueda relacionarse amistosamente con otros niños, son todos milagros que el Señor ha hecho en su cuerpo y personalidad, pensé en este Salmo 127:3, pero no en donde dice que los hijos son herencia de Jehová, sino en la segunda parte… que los hijos son “cosa de estima”. No tenía concordancia, ni diccionario ni comentario bíblico a mano cuando pensé en estas cosas así que se las comparto tal como vinieron a mi corazón.

Creo que todas entendemos lo que es estimar algo… pero al decirlo de los hijos, yo lo pensé como tener en sumo aprecio a esa persona a la cual yo misma dí a luz (esto parece obvio, pero lo digo porque en este mundo de locos, muchas madres no tienen idea de lo que es estimar a sus hijos, y todas nosotras lo sabemos por la noticias). Dios piensa que ellos son absolutamente dignos de toda nuestra estimación, aprecio y valoración. Si Dios piensa eso, no podemos pensar menos nosotras como madres.

¿Cómo puedo mostrarle a mi hijo que es valioso para mí? ¿Cómo puedo hacerle saber que tiene toda mi estimación, que lo aprecio sean cuales sean sus capacidades, sea cual sea su condición, sean cuales sean sus gustos y habilidades, sean cuales sean sus rasgos difíciles de carácter, su situación de salud, etc.? ¿Cómo puede hacerlo usted, querida madre lectora? Quiero seguir compartiendo las ideas que tuve esta mañana.

Bueno… pensé que darle prioridad a la instrucción espiritual del alma de su pequeño es el primer paso que debe dar. No crea que su hijo es pequeño o que no tiene las condiciones intelectuales para entender lo que la Biblia dice… léala con él, cante con él y desde luego, llévelo con usted al templo todas las veces que se pueda (también me refiero a las mamás que tienen niñas, pero me tardo mucho en estar escribiendo niño(a), hijo(a)… ustedes me entienden).

Pero esto no lo podrá hacer si la Palabra de Dios no está primero en su corazón de madre… así que, lea usted también querida mamá. Busque instrucción para su alma, porque el alma de su hijito es su responsabilidad en estos años de su niñez. No los pierda… no los desperdicie.

Creo que es pecado que no estimemos a nuestros hijos como seres inmensamente valiosos para el Señor y para este mundo en el que deben vivir por ahora. He oído algunas madres lamentarse de la época en la que nacieron sus hijos, con tanta maldad y violencia… pero si usted ve a su hijo como alguien que puede hacer la diferencia, puede trabajar en él con esperanza y gozo enseñándole la Palabra del Señor.

Ahora quiero compartirles las metas que nos planteamos con nuestro hijo en estos meses previos a su ingreso al Kinder… por si alguna de ustedes está en la misma condición que nosotros:

1.- Capacitarlo para que vaya al baño totalmente por sí mismo (porque todavía me necesita cuando termina sus asuntos allí).

2.- Capacitarlo para se vista y desvista totalmente por sí mismo (porque todavía le cuesta quitarse las camisetas, y abrochar los pantalones).

3.- Capacitarlo para que comience a bañarse solo.

4.- Hablarle regularmente de lo que hará cuando esté en el Kinder aprovechando las actividades diarias (por ejemplo, a veces me pide que yo le dé los últimos bocados de sus comidas, y le digo que puede terminarla él solo porque en el Kinder, los niños comen toda la comida ellos solos).

5.- Coleccionar sitios web con recetas para meriendas infantiles saludables (de paso les digo que http://diaadiamimenu.com/blog/ tienen excelente ideas. Si saben de otros sitios, comenten por favor).

6.- Reafirmar diariamente principios de obediencia y cortesía. Hablar sobre los juegos y las reglas del juego (no hacer trampa, no empujar, no molestar, no gritar, saber perder, no ser presumido, aceptar y ofrecer disculpas, etc.)

7.- Animarlo a trabajar con colores, tijeras infantiles, pegamento y diversas clases de materiales que podrá usar cuando llegue al Kinder y a que no maltrate sus trabajos manuales (porque este hijo mío no es muy delicado cuando agarra sus cosas para llevarlas de un lado a otro y otras veces hasta se sienta en ellas porque ni se fija… ya lo imaginarán…).

Si su hijo está en la misma edad que el mío y ya adquirió algunas de estas habilidades, ¿Qué hizo usted para ayudarlo a lograrlas? A muchas nos gustaría saber el secreto de su éxito. Siéntanse libres de comentar!!!

Queridas madres compañeras de lucha, mi oración es con ustedes para que logremos la mayor meta para nuestros hijos… conducirlos a la conversión, a que crean que Jesús es su Salvador (mi esposo y yo oramos y trabajamos para que antes de sus 10 años de edad, nuestro hijo pueda llegar a esta convicción… aunque la conversión de un alma es un milagro del Señor, la Biblia nos manda predicar el Evangelio y lo ideal es que los primeros en oírlo de nuestra voz, sean nuestros hijos).

Se fue el primer mes del año… ¿listas para el segundo? Un gran abrazo…

 

 

Mi hijo y yo en la ciudad de Siguatepeque, Comayagua, donde me acompañó a una conferencia bíblica.

Más ideas para estudiar y vivir en 2016

El método de estudio bíblico A-E-I-O-U

“A”— Averigüe:

A medida que vas leyendo la Palabra de Dios, inicia un proceso de averiguar y preguntarte aspectos como los siguientes:

•  ¿ Qué dice este pasaje?

•  ¿ Qué significa este pasaje?

•  ¿ Quién escribió este libro?

•  ¿ Quién dijo esto en ese pasaje?

•  ¿ Acerca de quién se habla?

•  ¿ A quién se le hablaba en ese pasaje?

•  ¿ Qué sucedió?

•  ¿ Cuáles fueron los principales eventos?

•  ¿ Cuáles son las ideas centrales?

•  ¿ Cuál es el tema principal del pasaje?

•  ¿ Cuándo fue escrito?

•  ¿ En qué momento ocurrieron esos eventos?

•  ¿ Por qué se escribió?

•  ¿ Por qué se dijo eso?

•  ¿ Qué significa eso?

•  ¿ Dónde sucedió?

“E”— Enfatice palabras y frases claves:

Busca un versículo clave en el capítulo que hayas leído, el cual haya capturado el corazón del pasaje. Busca palabras claves, patrones, palabras o frases que se repitan, donde puedas observar que se hace énfasis dentro de ese capítulo, libro o pasaje. Luego resume lo que el libro enseña acerca de ello.

“I”—  Incluye un resumen de lo entendido.

Con tus propias palabras, escribe un breve resumen o tu visión del pasaje que acabas de leer. ¿De qué se trataba? Incluye los principales puntos. Esto te ayudará a meditar y pensar acerca del pasaje.

“O”— Otras citas relacionadas de Las Escrituras.

Observemos otras citas bíblicas relacionadas. Hay dos herramientas que nos ayudarán. Una es laconcordancia, que lista cada palabra en la Biblia. Bajo cada una de esas palabras hay un listado de pasajes bíblicos donde esa palabra aparece otra vez. A medida que vayas colocando esos pasajes uno al lado del otro, te darás cuenta que están interconectados.

La otra herramienta se llama “El tesoro del conocicimiento de las Escrituras”. Esta herramienta la vemos a lo largo de la Biblia cuando al pie de cada versículo se nos dan referencias que tienen algo que ver con el tema o el pasaje leído.

“U”— Use lo que usted haya leído en Las Escrituras para aplicarlo en su vida actual.

Aquí es donde nos hacemos la pregunta: ¿Y entonces? ¿ Qué se supone que debo hacer con lo que acabo de leer?

Luego de que estudies la Palabra de Dios, luego de que la leas, de que medites en ella, incluso de que la memorices, tienes que aplicarla a tu vida. Aquí algunas recomendaciones para que tomes nota:

•  ¿ Qué me dice ese pasaje bíblico?

•  ¿ Qué quiere Dios que yo haga luego de haber leído Su Palabra?

•  ¿ Tiene la cita bíblica que he leído alguna promesa que debo reclamar?

•  ¿ Existe aquí alguna instrucción que yo deba obedecer?

•  ¿ Existe alguna acción o personaje modelo en este pasaje que yo deba imitar?

Todo lo que leamos en la Palabra de Dios nos llama a algún tipo de respuesta, a que reaccionemos para dar gloria de nuestro Dios. Puede que sea para que ejercitemos la fe en las promesas de Dios o Su carácter, para que nos humillemos, para que reconozcamos nuestra necesidad de Él, para que confesemos un pecado, para que cambiemos nuestra equivocada manera de pensar. Puede que sea para que exaltemos y adoremos a Dios quien se ha revelado a Si mismo en Las Escrituras, para que perdonemos a alguien que nos ha hecho daño, o para que vayamos y procuremos el perdón de alguien a quien hayamos ofendido.

El punto principal del estudio de la Biblia es aplicar la verdad de la Palabra de Dios a tu propio corazón.

 

Metodo inductivo de estudio bíblico 101

El método inductivo para el estudio de La Biblia consiste en la respuesta a tres preguntas:

• ¿Qué nos dice el texto bíblico? (Observación)

• ¿Qué significa el texto bíblico? (Interpretación)

• ¿Qué debo hacer? (Aplicación)

Observación

• Resumir: Luego de leer un pasaje, trata de llegar a un título. Busca un versículo clave que capture el corazón del pasaje. Escribe un breve resumen general de lo leído, incluyendo los puntos más relevantes.

• Paráfrasis: Trata de escribir el pasaje usando tus propias palabras.

• Formula preguntas:

o ¿Quién lo escribió? ¿Quién dijo qué cosa? ¿Acerca de quién hablaba? ¿A quién se le hablaba en ese pasaje?

o ¿Qué sucedió? ¿Cuáles fueron los principales eventos? ¿Cuáles son las ideas principales? ¿Cuáles son los temas principales?

o ¿En qué momento fue escrito ese pasaje? ¿Dónde ocurrieron esos eventos? ¿Todavía suceden?

o ¿Dónde sucedió el evento?

o ¿Por qué fue escrito?

o ¿Cómo ocurrió? ¿Ya ocurrió?

• Busca patrones, tales como palabras o frases repetidas para ayudarte a entender lo que el autor intenta enfatizar.

• Busca referencias cruzadas. A medida que te vas familiarizando con la Biblia, te darás cuenta que mientras lees un pasaje, el Espíritu Santo traerá a tu mente otros versículos relacionados, confirmando o dándote mayor luz a lo que estas leyendo en ese momento.

• Utiliza otras herramientas que te ayuden a descubrir lo que el pasaje te esta diciendo, lo que te quiere comunicar.

o Un diccionario te ayuda a entender el significado básico de las palabras.

o Varias traducciones pueden ofrecerte mayor claridad sobre los pasajes.

o La concordancia te ayuda a descubrir el significado de las palabras en su lenguaje original.

o Los comentarios y estudios bíblicos son de mucha ayuda para el entendimiento de los pasajes bíblicos, comprendiendo los antecedentes de los autores, el contexto, la ubicación, los personajes y las costumbres de determinado tiempo o lugar.

Interpretación

Formúlate las siguientes interrogantes para ayudarte a entender las implicaciones del texto:

• ¿Qué me enseña este pasaje acerca de Dios?

• ¿Qué me enseña este pasaje acerca de Jesús?

• ¿Qué me enseña este pasaje acerca del hombre?

• ¿Hay promesas que reclamar?

• ¿Hay mandamientos que obedecer?

• ¿Hay ejemplos que seguir?

• ¿Hay pecados que evitar?

Aplicación

Después de que hayamos aprendimos el “qué”, nos preguntamos: “¿Qué haremos ahora que hemos conocido sobre este pasaje?. Para responder esto, procede que a su vez nos formulemos las siguientes preguntas:

• ¿Cómo se aplica esta verdad a mi vida? ¿A mi situación?

• ¿En vista de esta verdad, cuáles cambios necesito experimentar en mi vida?

• ¿Qué medidas prácticas puedo tomar para aplicar esta verdad en mi vida?

o Ejercito la fe en las promesas y el carácter de Dios.

o Me humillo y reconozco mi necesidad de Él.

o Confieso mis pecados.

o Cambio mi vieja forma de pensamiento.

o Obedezco aquellos mandamientos que había estado ignorando o sobre los cuales mostraba un comportamiento negligente.

o Alabo y adoro a Dios, quien se me ha revelado.

o Perdono a quien me haya hecho daño.

o Busco el perdón de quien yo haya ofendido

o Busco la reconciliación en relaciones rotas.

o Doy para atender las necesidades del otro.

o Comparto las buenas nuevas de Jesucristo con personas que no le han conocido.

o Clamo a Dios por hermanos en necesidad.

 

Método inductivo de estudio bíblico 201

La Palabra de Dios tiene un poder transformador en nuestras vidas (1 Tes. 2:13) y podemos ver cómo por medio de ella se llevan a cabo los propósitos de Dios. Es Su Palabra que produce vida nueva en nosotros (1 Pedro 1: 22-25); combate el pecado (Salmo 119: 9-11); produce crecimiento espiritual (1 Pedro 2:2); revela nuestras verdaderas motivaciones (Hebreos 4:12); y nos forma a la imagen de Cristo (Santiago 1:22-25). Por tanto, es importante aprender cómo estudiar La Palabra de Dios. Los principales puntos para aplicar el método inductivo de estudio bíblico son: Observación, Interpretación, Correlación y Aplicación.

El Espíritu Santo hace posible que nuestro estudio sea efectivo. Él nos enseña las verdades de Dios, nos guía a la verdad, nos permite discernir el error, ilumina nuestras mentes dándonos una visión para entender la verdad, y nos da poder para obedecer.

Al iniciar un estudio de Las Escrituras, existen varias verdades básicas a tener en cuenta. La Biblia es de origen divino. Es la revelación sobrenatural y progresiva acerca de quién es Dios y la relación del hombre con Dios. La Biblia es una colección única de 66 libros escritos por hombres bajo la dirección e influencia del Espíritu Santo (2 Pedro 1: 20-21). La Biblia esta unificada en todas sus partes y nunca generará contradicción con ella misma (Salmo 119: 160). Esta inspirada y por tanto es inerrante y autoritativa (Salmo 18: 30; 2 Tim. 3:16; John 17:17).

Observación: aprendiendo a ver lo que el texto nos dice.

  • Utiliza las 6 preguntas básicas al observar:

* ¿Quién? ¿Quién está hablando? ¿De quién se habla? ¿Con quién se habla?

* ¿Qué? Cuál es el tema de discusión? ¿Qué sucede? ¿Cuáles fueron los resultados? ¿Qué sucedió antes? ¿ Qué sucederá? ¿Cuáles ideas son expresadas?

* ¿Dónde? ¿Dónde ocurre el evento? (Una guía de estudio será útil.)

* ¿Cuándo? ¿En qué momento tomo lugar el hecho o la conversación?

* ¿Por qué? ¿Por qué o cual es el propósito del evento o la discusión que acontece en ese momento?

* ¿Cómo? ¿Cómo han ido cumpliéndose los hechos? ¿Con qué rapidez? ¿Cómo están respondiendo las personas?

  • Descubre la forma, estructura o arreglo del pasaje bíblico

* Señala pautas naturales, divisiones y sub grupos dentro del texto.

* ¿Es el pasaje poético, narrativo, parábola, argumento lógico, discurso, consejo practico, historia, drama, pregunta y respuesta, lista, mandamiento, declaración, contraste, comparación, ilustración, pregunta, repetición, causa y/o efecto?

  • Encuentra palabras claves en el pasaje.

* ¿Son estas palabras literales o figurativas?

* ¿Qué representa esa palabra clave dentro de la gramática? (nombre, verbo, preposición, conjunción)

* Identifica género, número, tiempo verbal en el cual se habla.

* Identifica el significado que la palabra clave tiene dentro del contexto (utiliza herramientas útiles, tales como concordancia, un diccionario, estudios bíblicos, un manual bíblico, y/o varias traducciones.

  • Busca comparaciones y contrastes.

* Pon atención cuando encuentres palabras tales como: aun así, como, igualmente, pero, ni, no.

  • Investiga el uso de las referencias del Viejo Testamento.
  • Toma en cuenta la progresión de una idea o de la cadena de pensamiento.
  • Toma nota de las repeticiones

* ¿Identificas en el texto alguna palabra, frase o expresión que se repita?

* ¿Por qué se repiten y cómo se relacionan entre ellas?

  • Visualiza los verbos

* Discierne la acción o el movimiento que ocurre en el pasaje

* ¿Qué se esta haciendo?

  • Imagínate una ilustración del pasaje
  • Examina las explicaciones.

* Una explicación es cualquier cosa que se use para ilustrar, aclarar, iluminar, describir o demostrar

* Para entender una explicación claramente, debes seguir la lógica del escritor.

  • Sensibilízate para conectar las palabras y conjunciones (si, por tanto, porque, para, luego, pero, en orden que, etc.)
  • Debes estar dispuesta a cambiar tu punto de vista

* Elimina tus ideas preconcebidas

* Lee el pasaje pensando que eres un observador imparcial

* Ponte en los zapatos de la otra persona

* Aprende a observar desde diferentes perspectivas

  • Toma notas a medida que estudias

Interpretación

Luego de observar lo que diga el texto, pasamos a la interpretación, la cual busca descubrir lo que el texto significa. Las normas que te indicamos a continuación te permitirán hacer una correcta interpretación bíblica de las Escrituras:

  • Estudia partiendo del hecho de que la Biblia es autoritativa.
  • La Biblia se interpreta por sí misma. Las Escrituras son la mejor vía para entender Las Escrituras.
  • La fe salvadora y el Espíritu Santo son necesarios para nosotros poder entender e interpretar apropiadamente las Escrituras.
  • Interpreta tu experiencia personal a la luz de Las Escrituras y no Las Escrituras a la luz de tu experiencia personal
  • Ejemplos bíblicos son autoritativos solamente cuando están soportados o sustentados por un mandamiento.
  • El propósito principal de La Biblia es transformar nuestras vidas, no aumentar nuestro conocimiento.
  • Cada cristiano tiene el derecho y la responsabilidad de investigar e interpretar La Palabra de Dios por si misma.
  • La historia de la Iglesia es importante pero no decisiva en la interpretación de Las Escrituras. Las promesas de Dios a lo largo de la Biblia están disponibles para todo creyente de cada generación.
  • Las Escrituras tienen un solo significado y debe ser tomado literalmente.
  • Interpreta las palabras en armonía con su significado en los tiempos usados por el autor.
  • Interpreta una palabra en relación a la oración en la cual se esta utilizando y su contexto.
  • Cuando un objeto inanimado es usado para describir a un ser viviente, la declaración debe ser considerada figurativa.
  • Las principales partes y figuras de una parábola representan ciertas realidades. Considere estas partes y figuras principales solamente a la hora de sacar sus conclusiones.
  • Interpreta las palabras de los profetas en su sentido usual, literal e histórico a menos que el contexto o la forma en la que se usen dichas palabras expresen claramente un significado simbólico. Su cumplimiento puede ser por partes, cada logro siendo una promesa de lo que ha de venir.
  • Las Escrituras se originaron en un contexto histórico, así que pueden ser entendidas solamente a la luz de la historia bíblica.
  • Aunque la revelación de Dios en las Escrituras es progresiva, ambos, Viejo Testamento y Nuevo Testamento son partes esenciales de esta revelación y forman una unidad.
  • Los hechos y/o eventos históricos se convierten en símbolos de verdades espirituales solamente si las Escrituras lo indican como tal.
  • Primero debes entender la Biblia gramaticalmente para después poder entenderla teológicamente.
  • Una doctrina no puede ser considerada bíblica a no ser que resuma e incluya todo lo que las Escrituras dicen acerca de ella.

Correlación

Dado el hecho de que La Biblia es verdad, y toda verdad, debido a su origen divino, esta unificada, es importante relacionar varias verdades, una con la otra. Esto te ayudara a sacar conclusiones que son consistentes con lo que el resto de la Biblia dice sobre un tema.

  • Referencias cruzadas de palabras

* Identifica como una palabra es usada en otros pasajes.

  • Referencias cruzadas paralelas

* Versículos o pensamientos que prácticamente dicen lo mismo. La redacción diferente y el contexto nos dan una nueva visión sobre el tema.

  • Referencias cruzadas correspondientes

* Los escritores del Nuevo Testamento frecuentemente hacen referencia a citas del Viejo Testamento. Un estudio del contexto de los pasajes citados es a menudo muy útil para entender el punto que el autor quiere expresar.

  • Referencias cruzadas de ideas

* Capturar el pensamiento del pasaje y compararlo con el pensamiento similar en otro lugar de La Biblia.

  • Referencias cruzadas en contraste

* Identificar ejemplos que contrastan en la Biblia ayuda a entender lo que La Biblia enseña sobre un tema en particular.

Aplicación: respondiendo la pregunta: ¿ Qué debo hacer?

• Los peligros de NO aplicar la Palabra de Dios:

o Tú mismo te engañas al creer que el conocimiento que tienes es suficiente.

o Tú no vas a crecer en madurez espiritual.

o Tú no retendrás lo que no practicas.

o Tu vida estará en contradicción con lo que dices que crees.

o Tú comprometes tu capacidad de enseñar efectivamente.

• Reglas generales de aplicación:

o La aplicación no debe ser empleada antes de la observación y la interpretación.

o La aplicación debe ser una decisión en lugar de una emoción.

o La aplicación debe ocurrir durante un periodo de tiempo determinado.

o La aplicación debe ser completa, no parcial.

o La aplicación debe depender del poder del Espíritu Santo.

o La aplicación debe incluir un plan para poner en acción, el cual es:

§ Suficientemente significativo para comprometerse.

§ Suficientemente simple para que sea entendido.

§ Suficientemente breve para ser seguido

§ Suficientemente especifico para ser medido.

§ Suficientemente espiritual para hacer la diferencia.

• Reglas especificas para una efectiva aplicación:

o Expresa la enseñanza del pasaje en forma de un principio eterno o la verdad que es consistente con La Palabra de Dios, relevante en la actualidad, lo suficientemente clara para ser seguida.

o Evalúa como la aplicación puede ser útil en relaciones específicas.

o Pregúntate a ti misma si el pasaje tiene:

§ Un principio para aplicar

§ Un mandato que obedecer

§ Un pecado que confesar y obedecer

§ Un hábito que adoptar o dejar

§ Una actitud que corregir

§ Una verdad que creer

§ Una promesa que reclamar

§ Un ejemplo que seguir

§ Un área que entregar a Dios

§ Una decisión específica que tomar

§ Una condición que cumplir

§ Una persona a quien perdonar

§ Un peligro o error que evitar

§ Un cambio que hacer en mi carácter, conducta o conversación.

• Pon la aplicación en práctica dependiendo del poder del Espíritu Santo que more en nosotros.

 

 

 

Disponible en
https://www.avivanuestroscorazones.com/articles/el-metodo-de-estudio-biblico-e-i-o-u/
https://www.avivanuestroscorazones.com/articles/metodo-inductivo-de-estudio-biblico/
https://www.avivanuestroscorazones.com/articles/metodo-inductivo-de-estudio-biblico-201/